Economía

"Sorpresa" inflacionaria obligaría al Banco Central a reevaluar nuevas alzas de tasa

El mercado evalúa que la nueva canasta arroja un IPC más bajo que la anterior. Esto podría llevar al ente emisor a modificar su escenario base para la economía o mantener la tasa actual por un tiempo más prolongado.

Por Marcela Gómez

Viernes 8 de Febrero de 2019

A+ A-

De sorpresa, en rigor, tenía muy poco. La opinión pública conocía el cambio de la canasta de bienes y servicios que sirve de referencia para medir el IPC y que busca actualizar los hábitos de consumo de los chilenos. El INE también había explicado al mercado los ajustes metodológicos que se incorporarían para tener cifras más representativas.

Economía

Netflix, gimnasio y el boom del sándwich: los cambios en la nueva canasta que mide el IPC

Los restaurantes y hoteles son la categoría que aumenta más su ponderación, al igual como lo hacen los paquetes turísticos y viajes en avión. Caen vestuario, calzado y algunos servicios.

 

Pero, de todas maneras, los resultados del primer mes con la nueva base de referencia generaron reacciones, principalmente ya que el mercado ahora estima que la nueva base de referencia es menos inflacionaria que la anterior. La previsión estaba, justamente, en que ocurriría lo inverso.

En sus informes a sus clientes, los analistas afirmaron que ello podría traducirse en ajustes al escenario que maneja el Banco Central, especialmente respecto del proceso de alza gradual de tasas. La oportunidad para hacerlo sería el próximo Informe de Política Monetaria (IPoM), el lunes 1 de abril próximo. Esto ya que las apuestas están cerradas para una mantención de la tasa en 3% en la reunión del viernes 29 de marzo.

Efectos de la nueva canasta

Más allá del alza de 0,1% mensual en el IPC de enero, lo más relevante para el análisis fue que la variación anual de la inflación retrocede desde 2,6% en diciembre (con la canasta 2013) a 1,8% en enero (con la nueva base), dejando el registro anual bajo el piso del rango meta del Banco Central, que apunta a 2%-4% en un plazo de dos años.

Según Banchile Inversiones, "la sorpresa provino del efecto en el cambio de base de referencia, que impactó en el aumento de 1,8% en la inflación anual versus el 2,2%, resultante con la anterior canasta".

Santander estima que "la canasta actual se presenta menos inflacionaria", lo que se desprende de un ejercicio en que comparó las variaciones mensuales acumuladas en 2018 con la base antigua y la nueva. En el caso del IPC total, la nueva canasta entre enero y diciembre del año pasado acumuló una variación 0,4 puntos porcentuales (pp) inferior a la medida con base 2013, mientras para el IPC sin alimentos y energía la diferencia alcanza -0,5 pp.

En las evaluaciones previas al cambio, en el mercado preveían que la nueva metodología generaría mayores presiones al alza los precios en algunos productos (por ejemplo, en Vestuario y Bebidas Alcohólicas, lo que ocurrió), pero ello fue compensado por bajas en otros productos como Comunicaciones y Recreación.

¿Se congela la TPM ?

Con una inflación más baja, que se suma a que las proyecciones coinciden en un crecimiento económico más moderado en 2019 respecto del año anterior, en el mercado esperan que la decisión del Banco Central de retirar gradualmente el estímulo monetario se reevalúe. Esto podría implicar una pausa mayor a la prevista o corregir su visión de un escenario económico más optimista con brechas práctcamente cerradas.

El economista de Gemines Alejandro Fernández precisa que ya antes de este IPC se proyectaba que tras el alza de enero, la Tasa de Política Monetaria (TPM) se mantendría sin cambios durante el primer semestre. "Ahora, creo que es razonable esperar que se mantenga en ese nivel durante todo 2019", opina.

En Scotiabank consideran que "se hace cuesta arriba llegar al 3% de inflación a fin de año. Para el Banco Central esta debería constituir una sorpresa de primer orden dentro de su escenario base". Añade que hoy la TPM real spot (TPM menos inflación) está en 1,2% "ubicándose entre las más altas dentro de las economías emergentes y particularmente exportadoras de commodities".

Desde Santander recuerdan que la última reunión de política monetaria se resaltó la importancia del próximo IPoM para la reevaluación del escenario base. En ese contexto, reafirmaron que "el retiro del impulso monetario será mucho más pausado a lo indicado implícitamente en el IPoM de diciembre. Así, vemos que la TPM se ubicará entre 3,25% y 3,50% en diciembre".

Una visión diferente tiene la economista jefe de Econsult, Valentina Rosselli: "Mantenemos nuestra proyección de que el Banco Central aumentaría la TPM en su reunión de junio y de septiembre, hasta alcanzar 3,5% para fin de año".

A+ A-

Para recibir el newsletter de Pauta ingresa tu correo

Relacionados

Economía

Una agencia para impulsar el gobierno digital

La meta es llegar a una burocracia estatal "cero papel" en 2023, pero quienes trabajan en modernización temen al "valle de la muerte" que ocurre con los cambios de gobierno. Crear una entidad pública reduciría riesgos, pero no está en los planes del Gobierno.

Economía

¿Cómo afecta la baja inflación a la economía?

Una baja inflación no es algo necesariamente bueno. El economista de BCI Antonio Moncado analiza el actual escenario inflacionario y su impacto en la rentabilidad de los fondos de pensiones, entre otros.

Economía

El poder del director del Trabajo entra al debate

Uno de los proyectos de la reforma laboral que el Gobierno prepara para marzo incluye la modernización a la Dirección del Trabajo. Y la propuesta que limita la facultad interpretativa de la ley laboral que tiene el director del servicio divide a los expertos.

Economía

Mercado Central: cambios y curiosidades de la nueva canasta del IPC

Restaurantes, turismo, viajes y productos de ocio aumentan su ponderación, mientras que vestuario y calzado es una de las divisiones que más baja. En solo tres minutos le explicamos todo.