Crónica

El engaño de Parmentier

La increíble historia de un científico francés que logró que los europeos comieran las desconocidas papas provenientes de América.

Martes 9 de octubre de 2018

A+ A-

Cuando Cristóbal Colón llegó a América, no descubrió únicamente un continente. Dio a conocer un mundo desconocido de plantas comestibles que crecían aquí, cambiando la dieta europea al incorporar el maíz, papa, chocolate, maní, tomate, ají y un muchos otros alimentos.

Pero no fue una tarea sencilla. En Un Día Perfecto, de PAUTA100.5, Gabriel León afirmó que “todas esas plantas que son comestibles, que hoy día son sumamente importantes, no existían en Europa, nunca las habían visto y les tenían miedo. Tenían miedo de morirse. Costó un montón que comieran tomates y papas”.

En Europa tenían plantas de la familia de las solanáceas, misma familia del tomate y la papa, conocida como belladona, llamada así por mujer bonita. Las mujeres ocupaban el extracto de las hojas como gotas para los ojos, estás dilataban las pupilas y les deban una mirada enigmática. Pero la ingesta de la planta causaba la muerte, ya que era sumamente venenosa. Cuando llegan las papas a Europa, los botánicos reconocen que la planta es de la familia de la belladonna y la gente se negó a comerlas.

Fue gracias al científico Augustin Parmentier que la gente de Europa hoy come papas. El farmacéutico participó en la guerra de los 7 años donde fue capturado por Prusia, quienes le daban papas para comer. Ahí se dio cuenta de lo buena que eran y decidió, cuando salió de prisión, cultivarlas. Pero no logro convencer a la gente.

Organizó fiestas en el Palacio de Versalles, hizo que todos los invitados usaran la flor de la planta en la solapa y dio de comer un banqueta hecho todo a base de papa. Pero no tuvo éxito. Parmentier no se rindió y mandó a plantar papas en el jardín real ordenando que la guardia cuidara el cultivo celosamente. Cuando las plantas estuvieron listas hizo que estos se retiraran. La gente al pensar que era una siembra muy valiosa se las comió, cayendo en el engaño del científico.  

Historias parecidas tiene el tomate, el maíz, el chocolate y la frutilla. “Esta puerta a la vega de América se abre gracias a la llegada de Cristóbal Colón al continente, quien descubrió estas plantas que vivían solo en este lado del mundo” manifiesta León.

La entrevista completa aquí:

 

A+ A-

Para recibir el newsletter de Pauta ingresa tu correo

Relacionados

Crónica

El hombre que clasificaba

De niño, el ecólogo Fabián Jaksic, ganador del Premio Nacional de Ciencias, se dedicaba a clasificar insectos, monedas y estampillas. Ahora clasifica otra cosa: las especies de Chile, según la función que cumplen en la naturaleza.

Crónica

"El presupuesto que hemos destinado para controlar los incendios, ningún otro gobierno lo había hecho"

El ministro de Agricultura explicó en PAUTA en qué consiste el plan para combatir incendios forestales.

Crónica

La salud mental de las personas más vulnerables en Chile

El director social del Hogar de Cristo, Paulo Egenau, contó lo difícil que es enfrentar este tipo de enfermedades por los prejuicios, los que se agudizan en los mas pobres.

Crónica

Viviendas sociales en La Dehesa: Gobierno se reúne con municipio de Lo Barnechea

El ministro Felipe Ward cree que la construcción de un proyecto de integración social primará sobre la solicitud de un colegio para comprar el terreno.