Negocios

La fórmula de Coca Cola para lograr vender más productos sin azúcar

En un período de 18 meses, la empresa de bebidas transformó 32 recetas de sus productos, ahorrando en total 38.000 toneladas de azúcar.

Agencia Uno

Por Rosario Zanetta B.

Miércoles 11 de septiembre de 2019

A+ A-

La receta de la Coca Cola sigue siendo la misma. Al menos la de la bebida original. Sin embargo, la empresa que la fabrica sí ha cambiado y ha ido transformando su negocio e incorporando cada vez más productos al mix que ofrece. Por otra parte, a los productos tradicionales les ha ido agregando variaciones reducidas en azúcar o derechamente sin azúcar.

La transformación no solo es a nivel de sus productos, sino que también la empresa ha avanzado en sustentabilidad, ganando conciencia respecto del impacto que tiene en el medioambiente tanto el consumo de agua que la compañía realiza, como en la generación de plástico que utiliza para sus botellas.

Parte de esa transformación la lidera Daniel Vercellivicepresidente adjunto de operaciones en The Coca-Cola Company Latinoamérica Sur, quien en conversación con PAUTA Bloomberg relata algunas de las transformaciones que ha vivido la empresa y las cuales también comentará en el próximo Congreso de Ventas que realizará ICARE el jueves 12 de septiembre. 

"Todo esto parte de una mirada profunda hacia el consumidor y hacia cuáles son las preferencias y necesidades de nuestros consumidores en todo el mundo. Cuando uno piensa en esos dos litros de líquido que necesita cada ser humano todos los días para hidratarse, para tener energía, para suplir distintas necesidades, uno ve que hay distintas oportunidades para poder participar de esas necesidades con una mayor cantidad de oferta de productos distintos", dice el ejecutivo para explicar el interés de la empresa por ir ofreciendo diferentes tipos de productos, partiendo por la tradicional bebida, aguas y aguas saborizadas, jugos y néctares, bebidas energéticas y hasta café. 

 

"Es una tendencia global que los consumidores han ido fragmentando sus preferencias de consumo. Nuestras categorías no escapan a ello", explica Vercelli. "En los útimos años, acá en la región, hemos dado varios avances en ese sentido también, no solamente fortaleciendo el crecimiento orgánico en las categorías donde estábamos presentes, como por ejemplo bebidas deportivas, bebidas energéticas, aguas, aguas funcionales, sino que también a través de algunas adquisiciones como fue el caso de Ades hace algunos años y en el caso de Chile en particular, Guallarauco. La idea es ir ampliando el portafolio que podemos ofrecer, de manera de estar presentes en mayor cantidad de ocasiones de consumo", sostiene Vercelli.

Menos azúcar

Una de las apuestas más claras de la empresa ha sido la de reducir el azúcar presente en sus recetas. Según cuenta el ejecutivo, el cambio ha tenido tal magnitud que ha significado que en Chile se hayan dejado de utilizar 38.000 toneladas de azúcar, a través del proceso de reelaboración de distintas recetas. 

"Nosotros somos conscientes de que el exceso de azúcar es malo para cualquier persona. Y en ese sentido nosotros llevamos un tiempo trabajando en cómo fomentamos el consumo de nuestras bebidas sin azúcar y cómo reducimos también la cantidad de azúcar en nuestras recetas, en nuestras fórmulas en distintos productos", afirma.

Y aunque la Coca Cola clásica sigue siendo la misma, lo que ha hecho la compañía es aumentar la oferta y el acceso a los productos sin azúcar. "Hemos ido retirando azúcar de todos aquellos productos donde hemos ido encontrando fórmulas que permiten esa reducción de azúcar manteniendo sabores ricos", afirma el ejecutivo. Esto se ha traducido en que a través de procesos de innovación, en un período de 18 meses se realizaron 32 cambios de receta, según detalla el ejecutivo. 

En esa línea, Vercelli sostiene que mientras el consumo de Coca Cola con azúcar ha tendido a mantenerse, sí ha habido incrementos en el consumo de las variedades sin azúcar, la cual ya alcanza el 30% de las ventas. La meta de la empresa, eso sí, es hacer cada vez más transversal el consumo de estos últimos, alcanzando el 50% del total. Respecto del plazo para alcanzar esas tasas, Vercelli afirma: "cuanto antes mejor". 

Ley de etiquetado complementaria

Si bien el 98% de los productos que vende la compañía está libre de sellos, aún el 50% del volumen vendido sí tiene azúcar, debido a que la bebida tradicional sigue siendo demasiado relevante en las ventas de la empresa. "Todavía hay un consumo importante", afirma Vercelli. 

"El rol nuestro es el de acercarle a la población de los productos que más desean, después es el consumidor el que elige", asegura el ejecutivo. En ese sentido, afirma que la ley de etiquetado ayuda a promover decisiones más informadas por parte de los consumidores. "La ley de etiquetado viene a complementar cosas que nosotros ya veníamos haciendo,como informar en la cara frontal de los empaques de todo el mundo cuáles son las calorías que están consumiendo en cada una de las porciones de nuestros productos. Con lo cual para nosotros la ley de de etiquetado fue un complemento y un acelerador de algo que ya veníamos haciendo y algo en lo que creemos firmemente", asegura.

Más sustentable

A nivel global, la preocupación por el consumo de agua y por la producción y el desecho de plásticos ha crecido en los últimos años. Ambos son elementos que forman parte del negocio de la empresa. Consultado sobre el impacto de esto, sobre todo mientras el país organiza la próxima COP25, Vercelli sostiene que la empresa está trabajando en ambos aspectos. 

"Hace varios años nos pusimos una meta global de llegar al 2020 siendo neutrales en agua, devolverle al medio ambiente toda el agua que usamos en nuestros productos", sostiene el ejecutivo, quien asegura que en el caso específico de Chile, lograron el objetivo antes de la fecha. Para esto la empresa cuenta con distintos tipos de iniciativas, como la protección de humedales que están en proceso de secarse, o la reforestación de bosques para evitar el escurrimiento de aguas. 

En cuanto al uso de plástico, el ejecutivo asegura que entre 2017 y 2018 invirtieron US$ 55 millones para ahorrar 2.000 toneladas de plástico en productos que ahora se comercializan en botellas más livianas. La meta, asegura, es llegar al 2030 recolectando el 100% de los envases que llegan al mercado a través de sus productos. Hoy la mitad de ellos llega al lugar correcto. Otra tarea es avanzar en el uso de material reciclado en la producción de botellas. 

Vea la conversación completa en PAUTA Bloomberg acá:

A+ A-

Para recibir el newsletter de Pauta ingresa tu correo

Relacionados

Negocios

Facebook llama a los bancos centrales a no temerle a Libra

La criptomoneda, sin embargo, es vista por algunos académicos como una amenaza para quienes llevan a cabo la política monetaria de cada país.

Negocios

WeWork pospone su salida a bolsa ante el desplome de las valoraciones

La empresa tenía pensado comenzar su ronda de conversaciones con inversionistas incluso durante esta semana.

Negocios

Kinross planea reiniciar las operaciones en mina La Coipa en Chile

Ubicada en la región de Atacama, la firma había detenido la explotación en 2013 por el agotamiento de sus reservas económicamente explotables

Negocios

Advertencia de Goldman por Apple enciende la alarma en Wall Street

Mientras la empresa regresó a la valorización de US$ 1 billón por primera vez en 2019, algunos analistas han recortado el precio objetivo del papel.