Política

Convencional Ramona Reyes: "Valoro el rol de los partidos políticos en este proceso"

La carta del Colectivo Socialista para la presidencia de la Convención dice a PAUTA que los pueblos originarios deben estar más abiertos a negociar y que la próxima Mesa debiera ser presidida por dos mujeres.

Ramona Reyes es la candidata del Colectivo Socialista para la presidencia de la Convención.

Municipio de Paillaco

Por Paul Follert

Jueves 30 de diciembre de 2021

A+ A-

Ramona Reyes es una de las cuatro mujeres del Colectivo Socialista, compuesto por 17 convencionales. En un principio, su nombre aparecía detrás de otros integrantes para la presidencia de la Convención, como Ricardo Montero o César Valenzuela. Sin embargo, el colectivo optó por apoyar a la exalcaldesa mapuche.

Su experiencia en la Municipalidad de Paillaco y sus orígenes indígenas fueron determinantes para ser la carta del Colectivo Socialista. En la carrera compite contra Beatriz Sánchez (Frente Amplio), Patricia Politzer (INN) y Cristina Dorador (MSC). Cualquiera debe conseguir 78 votos para ocupar el cargo de presidenta de la Convención.

Durante la primera etapa del proceso, Reyes participó en la Comisión de Reglamento donde votó en contra de la rotación de la Mesa Directiva. Además, votó en contra de la rendición de viáticos y las salidas territoriales. Al respecto, sostiene que "siempre tenemos la presión de que es muy poco el plazo para terminar y que no nos tenemos que distraer de esto". En entrevista con PAUTA, comenta que la Convención debería ser liderada por dos mujeres y que hay que mantener un "equilibrio cuidadoso" entre las fuerzas políticas del Ejecutivo y de la Convención.

Además, es parte de la Comisión de Derechos de los Pueblo Indígenas, donde ha sido crítica de la conducción de Victorino Antilef (Mapuche), quien renunció a su cargo como coordinador de la comisión debido a los problemas que han acompañado a la Consulta Indígena. "No es un deber de la Convención; la consulta es un deber del Estado de implementarla", sostiene.

La disputa por la presidencia de la Convención

-¿Por qué decidió postular a la Presidencia de la Convención?

"Todos los integrantes del Colectivo Socialista estamos a disposición. No es algo que yo haya decidido, es una propuesta que hizo el Colectivo Socialista poniendo sus mejores cartas. Estamos en esta Convención con paridad de género y aquí hubo un análisis del perfil de la candidatura y yo logré tener el apoyo de mis 16 compañeros/as".

"Tiene mucho que ver el porqué uno vino acá. Yo vine para representar a un territorio, para representar el municipalismo; para representar las luchas de las mujeres por lograr participación política y que se respeten los derechos, no solamente sexuales y reproductivos, sino que los derechos de las mujeres para terminar la violencia que se ejerce contra las mujeres [...] Si no alcanzo a tener los votos para un cargo de Presidencia, Vicepresidencia, inclusive de vicepresidenta adjunta, aquí no pasa nada, se sigue trabajando porque es esencial lo que nos quiera hacer en estos seis meses".

-Usted votó en contra de que la Mesa fuera rotativa. ¿Cuál fue su argumento?

"No olvidemos el tremendo caos que hubo al principio, ver cómo la Convención, cómo Elisa Loncon y Jaime Bassa tuvieron que armar esto. El día que fueron electos quedaron absolutamente solos en este edificio, sin una secretaría administrativa, sin un equipo, todo esto quedó absolutamente al abandono [...] Yo sentía que debía haber sido por más tiempo, pensando que era muy importante que participen todos los colectivos con sus integrantes dentro de esta administración".

Política

Lejos de sus raíces y cercanos al FA: la estrategia del Colectivo Socialista en la Convención

Dicen no renegar de sus aliados naturales, pero tienen gran sintonía con bloques más a la izquierda. ¿Llegar a acuerdos con Chile Vamos? Ese umbral "no es cruzable".

-¿Pero su voto en contra de la rotación fue porque impulsaba más rotaciones?

"Sí, yo también voté en contra de la rendición de los viáticos, porque el viático es el que permite alimentarte, y si te desplazas de tu territorio te permite pagar tu hospedaje en la noche. Entonces, eso no hay que andar explicando y esa es una lucha que habíamos dado de funcionarios públicos hace caleta de años. Más encima, el viático de acá es un viático adecuado, no es un viático de los primeros niveles de la escala fiscal, simplemente es un viático y eso no corresponde rendirlo, pero acá por transparencia y cuántas cuestiones, igual se tuvo que modificar [...] También voté en contra de que se salga a todo el territorio. Yo siento que siempre tenemos la presión de que es muy poco el plazo para terminar y que no nos tenemos que distraer de esto. Nosotros aquí venimos a trabajar, a estar concentrados, a lograr acuerdos, pero eso hay que hacerlo al interior trabajando cabeza gacha; si no, no llegamos al final".

-La presidenta Loncon planteó que la nueva directiva debía ser alguien distinto al FA y Escaños Reservados para dar espacio a otras fuerzas. ¿Comparte esa postura?

"Yo creo que en el afán de la representatividad hay que abrirse a esto. Por eso es importante que, si bien la Convención tiene un espíritu de que 'no los partidos políticos' y que muchas personas de la comunidad chilena hablan de que 'no más de los partidos políticos', yo creo que los partidos políticos cumplen un rol esencial: la articulación política. El rol que ha cumplido el Colectivo Socialista dentro de la Convención ha sido muy importante. Yo valoro y resalto el rol de los partidos políticos en este proceso".

-Se confirmó la disponibilidad de Beatriz Sánchez para ocupar el cargo de presidenta de la Convención. ¿Cómo ve usted que el Frente Amplio esté impulsando una candidatura a la convención, teniendo en cuenta de que el Presidente electo Gabriel Boric es de la misma coalición?

"Siento que Beatriz Sánchez es una mujer excepcional, la he conocido acá, nos llevamos bastante bien yo relevo todas sus cualidades. Pero a mí me gustaría mantener cierta no distancia, pero sí que el rol del partido gobernante esté de sostén, que es diferente a estar en la dirección. Ahí hay que mantener un equilibrio cuidadoso. Si es ella la representante y se logran los acuerdos, yo encantada de trabajar con ella y con cualquier mujer u hombre que llegue. Creo que se tiene que respetar, eso sí, la territorialidad. Hay que descentralizar, y que la Mesa tiene que reconocer la paridad y la plurinacionalidad".

-En caso de llegar a la presidencia, ¿quién considera mejor opción para que la acompañe en la vicepresidencia?

"Yo no tengo problema con ninguna de las mujeres que están postulándose. Cada una de las mujeres que estamos acá tenemos una historia de mucha lucha para llegar a ocupar estos espacios".

-El Colectivo Socialista ha trabajado de manera conjunta con el Frente Amplio. En ese sentido, ¿correría con ventaja tener una vicepresidencia del FA?

"Es que nosotros trabajamos muy articulados con Frente Amplio y con Independientes No Neutrales y desde ahí vamos ampliándonos al resto de las otras fuerzas. Pero he pensado harto esto y ojalá podamos estar dos mujeres y podamos tener diversidad desde regiones. Es muy importante recordar que la Región Metropolitana tiene casi ocho millones de habitantes; también la vida urbana es muy importante en esto. Vamos a necesitar mucho trabajo político para que la sociedad se encante de esto, pero también para defenderlo".

Política

La nueva Mesa de la Convención se mueve entre el pragmatismo y el simbolismo

Tres mujeres manifiestan su disposición para liderar el trabajo desde el 4 de enero: la científica Cristina Dorador (MSC), la periodista Patricia Politzer (INN) y la abogada Bárbara Sepúlveda (PC).

Las esquirlas de la Consulta Indígena

-La convencional Natividad Llanquileo (Mapuche) hablaba de que hay diferencias importantes entre los Pueblos Originarios a raíz de la Consulta Indígena. ¿Cuál es su posición al respecto?

"Lamento lo que está pasando en la relación de los 17 Escaños Reservados. Nos ha costado tanto a los pueblos originarios llegar a este espacio, creo que todos tenemos que poner voluntades extraordinarias. Lamento estas fisuras, discrepancias que siento que se dan por no conversar, por no sincerar posiciones. Reconozco a Natividad como una gran líder, pero que hay ciertas, no sé si condiciones especiales, pero de pronto acá nosotros no podemos decir, los pueblos originarios no pueden decir que tienen que irrumpir sobre los otros con propuestas [...] Tenemos que dialogar, tenemos que llegar a acuerdo, tenemos que ser capaces de convencer a los otros, porque esto es una lucha histórica, no es una lucha que se inicia y termina ahora. Siento que hay que ser mucho más generoso, hay que ser mucho más dispuesto, no es que aquí sea todo malo lo de la derecha, lo del centro o tener militancia […] Los pueblos tienen que tener la capacidad de negociación política con cada uno de los convencionales".

-¿Cree que hay una parte de los pueblos que no están en esa posición?

"Creo que también tiene que ver con la historia de vida. Uno llega acá producto de mucho sufrimiento, mucho despojo, mucho maltrato, no podemos olvidar que está militarizado el Wallmapu [...] Entonces aquí hay que ser más generosos, hay que ser más abiertos, hay que estar dispuestos a debatir, a negociar, porque aquí no se va a conseguir todo lo que quieran los pueblos originarios, vamos a conseguir lo que se quiera en la medida que se encuentre con las otras posturas y logremos avanzar con el pueblo chileno".

-Las diferencias de los pueblos originarios no solo empezaron con la Consulta Indígena. En algún momento hubo una interrupción del Pleno, donde entre otras cosas se cuestionó el liderazgo de Elisa Loncon. ¿Por qué cree que está ocurriendo esta división?

"Yo creo que tiene que ver con las historias personales y con el no conocerse bien, y quizás no tener tanto expertise de manejo político. Acá lo que teníamos que hacer los pueblos originarios es que había que ponerse detrás de Elisa Loncon y apoyar este proceso. Sin Elisa Loncon no hubiésemos logrado este reconocimiento de la plurinacionalidad, que ya es una cuestión que no tiene retroceso, como la paridad. Quizás tiene que ver con la poca práctica. Los pueblos nunca han participado en espacios de poder de toma de decisiones, siempre han estado en el mundo marginal, entonces estas cuestiones también se tienen que aprender".

-Uno de los coordinadores de la Comisión de PP. OO., Victorino Antilef, renunció a su cargo. Usted fue crítica de cómo se estaba llevando la coordinación. ¿Cree que está en riesgo el proceso?

"Hay que saber manejar un grupo, hay que saber encauzarlo. Ha faltado expertise y lo de Victorino Antilef lo lamento mucho, porque él es de mi territorio. Yo creo que nadie puede darse gustos personales. Aquí uno representa a territorios, representa los sueños de miles de personas siempre postergadas [...]. Hay algunas cosas que uno no puede hacer acá, no puede perjudicar este proceso, no puede ponerlo en duda, eso no corresponde y eso es un error político que va a ser juzgado en su momento. Lamento lo que está pasando y la llamada es a que se logren de nuevo armonizar esas energías de cada uno de los integrantes de pueblos y que se puede trabajar".

-Pero la Consulta Indígena ya lleva algunas semanas de retraso. ¿Cree que hay algún riesgo de que no se concrete?

"Es que es un atraso entre comillas, porque mientras no estuviera constituida, no estuviera funcionando bien la secretaría técnica de pueblos, tampoco había una forma de hacerlo. Si la consulta no es un deber de la Convención, la consulta es un deber del Estado de implementarla. Estamos sin recursos, hemos estado por varias semanas ya con dificultades administrativas. ¿Quién viene a trabajar a la Convención si ahí no hay recursos para este proceso? Entonces, también son cuestiones donde se refleja el poco apoyo del Gobierno saliente a este proceso tan importante".

-¿Cuáles serían los riesgos de que no se realice está consulta y cómo, en caso de ser presidenta, podría asegurar que se lleve a cabo?

"Ahora las dificultades son lograr armonizar de nuevo las energías dentro de cada uno de los integrantes de la comisión, pero eso no es problema. La cuestión es cómo se implementa la Consulta Indígena en el territorio. Nunca se ha hecho una Consulta Indígena por menos de seis meses. Ahora va a tener que ser muy acotada, pero ¿quién lo va hacer? Los Escaños Reservados o los 25 que integramos la comisión no tenemos la capacidad para implementar la Consulta a nivel nacional, eso es imposible [...] Aquí no es deber de los convencionales, aquí es deber del Estado de Chile procurar esta Consulta Indígena que de los insumos para que los convencionales podamos debatir y queden los derechos de autonomía indígena, el plurilingüismo, la interculturalidad los Escaños Reservados para todos los espacios de participación política".

A+ A-

Para recibir el newsletter de Pauta ingresa tu correo

Relacionados

<p>¿Habrán manifestaciones el 4 de julio?</p>
tipo de contenido
Política

¿Habrá manifestaciones ciudadanas para el 4 de julio?

Algunos convencionales caminarán desde el cerro Santa Lucía hasta la sede del ex Congreso de manera pacífica. Ya se confirmaron desvíos y cierres de calles para este lunes.

<p>¿Tiene las atribuciones? A días de entregar la propuesta constitucional, la mesa modificó palabras de un artículo</p>
tipo de contenido
Política

¿Tienen las atribuciones? A días de entregar la propuesta constitucional, la mesa modificó palabras de un artículo

Desde la directiva, por ocho votos a favor y uno en contra, se reemplazó la expresión del artículo N°191 de “los pueblos y naciones preexistentes al Estado” por “los pueblos y naciones indígenas".

tipo de contenido
Política

Exfiscal Manuel Guerra y nuevo plan de seguridad del Gobierno: "Va en la dirección correcta"

Manuel Guerra, exfiscal regional de la Fiscalía Metropolitana Oriente sostuvo que se debe "fortalecer la investigación patrimonial" para combatir a la delincuencia y el narcotráfico.

<p>Convencionales advierten ">
tipo de contenido
Política

Convencionales advierten "error" del Presidente por interpretación de derechos ciudadanos en la nueva Constitución

Tras comentar que no existían innovaciones en la nueva Constitución sobre la libertad de voto para condenados con pena aflictiva, convencionales constituyentes salieron a desmentir los dichos del mandatario.