Crónica

Así se anticipa la elección más política del Colegio de Abogados

Dos hechos inéditos cruzan los comicios que se realizarán entre el 4 y 6 de junio: la irrupción de candidaturas femeninas y una lista a la izquierda de la Nueva Mayoría.

Paulina Vodanovic, Libertad Triviño y Laura Albornoz.

Por Ana María Sanhueza y Gladys Pierola

Miércoles 22 de mayo de 2019

A+ A-

El Colegio de Abogados enfrenta su elección más política. La irrupción de la lista "Todos y Todas" -en la que participan militantes del PS, PR, RD, PC y la Asociación de Abogadas Feministas (Abofem)- le sumó un debate ideológico a unos comicios en los que también compiten otras tres corrientes más tradicionales: la "Gremial", por la derecha; "De Vuelta al Colegio", que representa a profesionales ligados a la Nueva Mayoría (con una fuerte presencia DC, un PPD e independientes); y "Libertades Públicas".

Hasta ahora, la centroderecha ha tenido asegurada la mayoría desde 1992, primero con Ricardo Rivadeneira como presidente y luego con Sergio Urrejola, Enrique Barros y Olga Feliú. Actualmente el gremio está presidido por Arturo Alessandri Cohn.

La lista "Todos y Todas" le ha dado también un tono polémico a la campaña. A través de la sección Cartas de El Mercurio, sus integrantes criticaron haber transformado al colegio en un conglomerado que ha perdido relevancia e influencia. Y también han tildado a las demás listas en competencia como los candidatos de los grandes estudios ubicados en "Sanhattan".

El lunes 13 de mayo la lista "Todos y Todas" hicieron el lanzamiento oficial de su campaña. El presidente del PS, Álvaro Elizalde, el senador Alfonso de Urresti y la exjefa de gabinete de Michelle Bachelet, Ana Lya Uriarte, estuvieron en el encuentro. 

Pero la política no es el único factor nuevo en esta elección, que se realizará entre el 4 y el 6 de junio próximos. Se trata de unos comicios en los que debutan las cuotas de género, que implican tener un mínimo de 40% del sexo minoritario (es decir, que ningún sexo supere el 60%) en un gremio en el que los dirigentes han sido mayoritariamente hombres. Hoy, por ejemplo, de los 19 consejeros del colegio, solo cuatro son abogadas: Magdalena Atria (quien se repostula por "De vuelta al Colegio"), Carmen Domínguez (candidata de "Gremial") y Carolina Fuensalida. En el caso de María de los Ángeles Coddou, ella entró en enero pasado, tras la renuncia de Jorge Correa Sutil, quien se opuso a las cuotas de género.

Así, el panorama actual se compone de cuatro listas con 36 postulantes, 18 mujeres y 18 hombres. Luego, entre los consejeros votan y se elige al presidente. En esta oportunidad, de los 19 consejeros se elegirán nueve que reemplazarán a Julián López, Jorge Bofill, Luis Ortiz Quiroga, Julio Pellegrini, Magdalena Atria, Carmen Domínguez, Nicolás Luco, Juan Eudardo Palma y Pedro Pablo Vergara

Las elecciones del gremio de los abogados son cada dos años -de diez consejeros una vez y de nueve otra, como ocurre ahora- y los cargos duran cuatro años. 

¿Perdió relevancia?

Marta de la Fuente (RD), ex secretaria del Tribunal Constitucional (TC), y Paulina Vodanovic (PS), ex subsecretaria de Fuerzas Armadas de Michelle Bachelet -ambas integrantes de "Todos y Todas"- coinciden en que el gremio perdió influencia y que está fuera de los temas que, dicen, tienen a la profesión de abogados en crisis. Parte de esta, provocada por la investigación en contra de tres ministros de la Corte de Apelaciones de Rancagua y abogados de la Sexta Región indagados por posible tráfico de influencia.

"Queremos un Colegio que incida en los temas sociales que le interesan a la gran mayoría de este país, porque nuestra formación como abogados es esa", dice de La Fuente. "También falta una rendición de cuentas para saber qué gestiones hicieron y en qué debates estuvieron. Hoy es un Colegio del que hay consenso en está en la irrelevancia total, que no sólo no es invitado al Congreso, sino que tampoco impulsa políticas públicas", agrega.

Según la exsecretaria del TC, el Colegio debe ampliar sus temas y entrar, por ejemplo, en los derechos humanos y dar un énfasis especial en probidad y transparencia, debatir reformas y "recuperar el control ético de los abogados".

Vodanovic añade que, ante la crisis de credibilidad que afecta a varias instituciones en Chile, falta de parte del gremio un "rol orientador hacia la ciudadanía" y una postura más proactiva. También, la militante del PS señala que, en general, el Colegio solo representa a los grandes estudios localizados en el sector oriente de Santiago, que está "desconectado de la realidad" y que es poco inclusivo. "El Colegio no puede ser como el Club de La Unión", ironiza.

Vodanovic, quien hoy también es presidenta del directorio de la fundación Horizonte Ciudadano - ligada a Bachelet- agrega que hay poca cercanía con los abogados y sus diversas realidades, en especial en regiones, lo que ha provocado distancia y poco entusiasmo por participar del gremio. A eso se suma las distancias con las nuevas generaciones. Por eso esta lista se ha enfocado fuertemente en redes sociales. "Los abogados no ven la diferencia de estar o no estar (en el Colegio) y eso preocupa", comenta. 

Un punto que es compartido por Laura Albornoz, exministra del Sernam (2006-2009) del primer gobierno de Michelle Bachelet e integrante de la lista "De vuelta al colegio", quien apunta a que "falta que se sumen más personas de distintos orígenes, culturas y pensamientos y ese un desafío del Colegio". 

Desde la vereda opuesta, Pedro Pablo Vergara, actual vicepresidente de la instancia, socio de Rodríguez, Vergara & Cía., y quien va a la reelección por la lista "Gremial", reconoce que el Colegio ha perdido relevancia. Pero no lo atribuye a las directivas, sino a la historia, luego de que a partir de 1981 el régimen militar eliminara la colegiatura obligatoria de los colegios profesionales.

Vergara dice que, no obstante, la directiva de la que es parte ha estado encima de temas relevantes para los abogados y recuerda que sí se pronunciaron por la crisis en la Corte de Rancagua.

Crónica

Colegio de Abogados: "El tráfico de influencias existe desde hace mucho tiempo en el Poder Judicial"

Arturo Alessandri pidió que la Corte Suprema investigue las "redes de amiguismos". Haroldo Brito habló de la labor de un "buen juez".

También ejemplifica que han tenido presencia como gremio en la comisión que armó el Ministerio de Justicia para estudiar una reforma al sistema de nombramiento de los jueces, con su participación en la Ley de Tramitación Electrónica en los tribunales, en la reforma a los conservadores y notarios, y en la Oficina de Control Ético de abogados.

Y, ante las críticas de "Todos y Todas" respecto de que los consejeros del gremio solo representan a grandes estudios de abogados ubicados en "Sanhattan", señala: "El Colegio es democrático, no elitista".

Pedro Pablo Vergara va a la reeleción en la lista "Gremial".

Al respecto, Libertad Triviño -abogada de Bofill, Escobar, Silva y candidata por "Libertades Públicas"-, quien lideró la cruzada para que en estas elecciones se incorporaran las cuotas de género, dice que en estos comicios la diversidad es clave. "La inclusión es un punto fundamental de nuestro programa y hemos trabajado por eso. Es fundamental que el Colegio sea más representativo. Dicho eso, la consigna de sacar a los abogados de Sanhattan me parece caricaturesca, porque desatiende la complejidad y diversidad de los abogados de estudios, pero, especialmente, porque pone el énfasis en el punto equivocado, ya que la participación es un problema difícil que no se puede abordar sugiriendo que el Colegio está capturado por los abogados de estudio, sino que se debe considerar también y especialmente la falta de interés de los abogados en participar, lo que no se soluciona simplemente escogiendo a un candidato".

Y añade: "Necesitamos ideas que promuevan de forma efectiva la participación. La inclusión es necesaria, debemos ampliar el espectro del Colegio para poder ser más representativos, pero levantar la consigna así tan fácilmente es igual de perjudicial que negar que el Colegio necesita ser más representativo".

Por su parte, Laura Albornoz asegura que ante la crisis institucional que vive el país, como candidata prefiere plantear la situación desde una mirada positiva. "Tiendo a pensar que hay más espacio para que el Colegio de Abogados tenga mayor presencia. Hay espacio y deberíamos ocuparlo con los temas que le interesan a los ciudadanos, como opinar sobre la crisis institucional de la justicia, la crisis de las instituciones democráticas, la falta de diálogo y la capacidad de ponernos de acuerdo. El Colegio tiene mucho que decir al respecto y, en tanto abogados, somos justamente auxiliares de la administración de justicia". 

¿Cuáles son los pronósticos?

En esta elección, por primera vez la ex Nueva Mayoría va dividida entre "Todos y Todas" y "De vuelta al Colegio", lo que electoralmente podría perjudicarlos y hacer que se repartan los votos. La razón, dicen al interior de los grupos, es que no prosperaron las primeras conversaciones y que sumado a los pocos cupos, finalmente terminó con la izquierda en dos propuestas. 

De hecho, el predominio histórico de la derecha en el Colegio es tan fuerte que en la última elección, el abogado menos votado de "Gremial" tuvo más preferencias que el primero electo de la lista ligada a la Nueva Mayoría y a la de Libertades Públicas.

Libertad Triviño explica, entonces, si no fuera por la cifra repartidora, el Consejo de Colegio solo estaría integrado por la derecha. 

Incluso, desde "Todas y Todos" saben que el escenario puede ser adverso para su lista. Sin embargo, insisten en que parte de su desafío está en instalar temas como la inclusión, el elitismo y la relevancia, entre otros.

Hoy, de los 19 consejeros 11 son parte de "Gremial", cuatro de "Libertades Públicas" y cuatro de la lista que en 2017 se llamó "Por la reactivación del Colegio" y que tenía integrantes ligados a la ex Nueva Mayoría con predominio DC. Es decir, con un perfil similar a "De vuelta al Colegio".

Habitualmente, por cada elección, "Libertades Públicas" saca a dos candidatos, y esta vez sus expectativas son poder obtener tres cupos.

Pero hay consenso en que hoy el factor clave en esta elección es la irrupución de las mujeres. Y la cruzada por incluir las cuotas de género fue transversal en todas las listas, por lo que por primera vez podría haber votos cruzados por sobre la posición política.

Desde la izquierda están la abogadas feministas de Abofem. Desde Libertades Públicas, Libertad Triviño y Elisa Walker, en otras. Incluso, cuando se votó la moción en enero pasado en el Colegio, se sumaron las actuales consejeras que son parte de "Gremial" y también Pedro Pablo Vergara: "Yo partí pensando que las cuotas de género eran una cosa absurda sin ningún sentido. Hasta que fui a un congreso que organizararon las mujeres abogadas, oí todas las ponencias y empecé a dudar. Hoy soy un converso", asegura.

Libertad Triviño dice que la incorporación de las cuotas de género "ayudan a subir el nivel de la discusión. Por ejemplo, cuando se aplican en elecciones académicas o gubernamentales, se ha demostrado que los candidatos están mejor preparados, pues las mujeres que ingresan tienen mucha más calificación que el candidato que sale".

Recuerda que cuando lo plentearon al Colegio el año pasado, muchos desconfiaron y las miraron como si estuvieran locas. "Pero esta irrupción ha generado que esta vez haya mucha más gente interesada en esta elección. Es decir, no solamente le interesa a las mujeres, sino que listas han puesto mucho más cabeza a los programas y todos están pensando cuáles son las problemáticas reales de hoy. Además, ahora hay candidatos nuevos, con caras totalmente distintas que avanzan en romper el esquema de que siempre participen las mismas personas".

A la caza de la participación

En lo que hay coincidencia en todas las listas es la necesidad de atraer a abogados jóvenes a inscribirse, pues ha bajado el interés por ser parte del gremio. Ello, además, va en desmedro del control ético de los abogados.

Pero para votar, los abogados deben estar al día con las cuotas. Y Vergara, actual vicepresidente, reconoce que hoy están con problemas de financiamiento, pues hay morsidad de los socios, pese a que deben pagar $5 mil al mes. 

El Colegio tiene aproximadamente doce mil asociados. De ellos, 2.500 están en condiciones de votar, debido a que están con sus cuotas al día. En la última elección de 2017 -cuando se eligieron diez consejeros- votaron unas 1.500 personas. Sin embargo, para los comicios de junio esperan que la convocatoria sea mayor.

 

 

 

A+ A-

Para recibir el newsletter de Pauta ingresa tu correo

Relacionados

Crónica

Las expectativas que deberá cumplir Mañalich en el Minsal

En el último año, el nuevo titular de Salud se mantuvo en el mundo privado. En su vuelta al gabinete, deberá enfrentarse a iniciativas que criticó.

Crónica

Los fotorradares podrían estar el próximo año de regreso en el país

El CATI espera terminar su tramitación legislativa para dar paso a las multas automáticas por velocidad o uso prohibido de pistas de buses.

Crónica

Gremio de jueces acusa a la Suprema de ejercer funciones que son del Congreso

Soledad Piñeiro, presidenta de la Asociación Nacional de Magistrados, critica que el Pleno dictara normas para modificar el sistema de nombramientos.

<p>La Cámara de Diputados debatió los cambios curriculares en tercero y cuarto medio.</p>
Crónica

La Cámara exige que el Presidente entre al debate del cambio curricular en 3° y 4° medio

Los diputados solicitaron medidas por las modificaciones en Historia y Ed. Física. El oficialismo se cuadró con la ministra Cubillos.